El peligro de la amalgama

El mercurio que contienen las amalgamas tradicionales puede ser perjudicial para el organismoEl relleno de amalgama gris metálico está hecho de mercurio líquido mezclado con un polvo de aleación. Anteriormente las amalgamas estaban hechas con gamma-2, que contenía un 3% de mercurio. Las nuevas amalgamas no tienen gamma-2, y se ha reducido el porcentaje de mercurio en un 1,5%. Pese a este dato, la mitad del empaste es mercurio.
La toxicidad del mercurio es mucha, y el cuerpo lo aguanta porque el mercurio existente en la amalgama está en su forma metálica (poco tóxica) y porque es absorbida por el cuerpo lentamente.
Según las estadísticas cada ciudadano ingiere anualmente 560 miligramos de mercurio a través de sus empastes, lo que comporta un riesgo evidente.
Hace más de diez años la solución de la amalgama era la más usual para restaurar muelas cariadas. Pero actualmente el peligro de la toxicidad y el hecho que las estadísticas muestran la reincidencia de la caries y los márgenes con falta de sellado hacen que sean muy interesantes las alternativas que hoy existen.
La asociación de la Defensa del Paciente recomienda que la resina sea la substituta de la amalgama, en lo que se llama microsellado o técnica Bonding. Según estudios que publica la misma fuente han evaluado la eficacia de la amalgama en un 58% y de la resina en un 88%.

Sin votos aún